Descubren que los ácidos omega…

Los suplementos de aceite de pescado, ricos en ácidos omega 3, y los antioxidantes podrí­an ser beneficiosos para al menos algunas personas que en los inicios de la enfermedad de Alzheimer.

Un informe publicado en «FASEB Journal» describe los resultados de un pequeño estudio en el que las personas con deterioro clí­nico leve, caracterí­stico de las primeras etapas de la enfermedad, en el que los suplementos de Omega-3 lograban reducir la cantidad de la proteí­na beta-amiloide, relacionada con la enfermedad, y disminuir la inflamación en los tejidos neurológicos.

Aunque los hallazgos se circunscriben únicamente a 12 pacientes controlados de 4 a 17 meses, los autores de la investigación creen que los resultados sugieren la necesidad de llevar a cabo mayor estudio clí­nico con este suplemento. «La prevención de la progresión del deterioro cognitivo leve es una esperanza», señala Milan Fiala, de la Universidad de California-Los íngeles. «Además de los ejercicios fí­sicos y mentales, recomendados por los expertos, este estudio sugiere que la nutrición también es importante».

Los investigadores analizaron los efectos de los suplementos con ácidos grasos omega-3 y antioxidantes de 4 a 17 meses en 12 pacientes con deterioro cognitivo leve, 2 con deterioro cognitivo leve y 7 pacientes con enfermedad de Alzheimer. Los expertos evaluaron los niveles de la proteí­na beta-amiloide y algunos otros factores de la sangre. Los resultados mostraron que en los pacientes con deterioro leve o deterioro pre-leve, las cifras de beta-amiloide aumentaron de 530 a 1.306 unidades. Los demás parámetros también se incrementaron.

Dejar un comentario

Tu dirección no será publicada