Cocemfe dice al Gobierno que…

Persona en silla de ruedas en pasillo de centro de saludLa Confederación Española de Personas con Discapacidad Fí­sica y Orgánica (Cocemfe) pidió este miércoles al Gobierno que aproveche el desarrollo reglamentario del decreto que modifica varios aspectos de la sanidad pública española para solucionar los perjuicios que creará la reforma a los ciudadanos con discapacidad si no se toman medidas.

De esta forma, la entidad considera que el Ejecutivo está todaví­a a tiempo de subsanar estos errores y reclama que se garanticen gratuitamente los medicamentos a todas las personas con discapacidad y a los enfermos crónicos.

Argumenta que las prestaciones farmacéutica y ortoprotésica, así­ como el transporte sanitario no urgente para pacientes con enfermedades crónicas «son una necesidad, no un lujo».

A juicio del presidente de la confederación, Mario Garcí­a, «no se pueden adoptar medidas regresivas que supongan el empeoramiento de las personas que más necesitan del apoyo de la Administración, sino todo lo contrario, hay que mantener su estado de salud y evitar que su discapacidad o enfermedad crónica vaya a más».

«No queremos ningún lujo, sino que las necesidades de las personas más vulnerables de la sociedad estén cubiertas por quien debe hacerlo, la Administración», incidió Garcí­a.

Además, apuntó, las garantí­as que demanda el sector de la discapacidad y los enfermos crónicos suponen un ahorro a largo plazo, ya que si ahora se les proporciona una atención adecuada se evitará el incremento en el futuro de sus pruebas médicas, tratamientos y hospitalizaciones.

En relación al copago farmacéutico, el presidente de Cocemfe aseguró que «siempre una vida con discapacidad es una vida mucho más cara, puesto que este colectivo tiene que hacer un sobresfuerzo económico importante para mejorar su integración».

Por este motivo, consideró «inviable financiar por unos meses a la Administración» para poder recibir a cambio los medicamentos recetados para el tratamiento de una enfermedad crónica o las secuelas de una discapacidad.

La entidad espera que el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad tenga en cuenta estas demandas y las incorpore a los desarrollos reglamentarios del decreto que reforma la sanidad española.