Una joven española con discapacidad…

La joven española Claudia Tecglen, de 25 años, diagnosticada con parálisis cerebral cuando tení­a 2 años, fue galardonada por el lí­der mundial de tecnologí­a médica, Medtronic, junto a otras nueve personas que, con la ayuda de la tecnologí­a médica, superaron sus problemas de salud y contribuyen con su trabajo a ayudar a otras personas de su comunidad.

 

Precisamente, Tecglen aseguró sentirse afortunada por las oportunidades que ha tenido, y por la implantación de la bomba intratecal de baclofeno (ITB), que le da mayor independencia. La joven creó ‘Convives con Espasticidad’ para conectar y apoyar a otros jóvenes con espasticidad, un trastorno que genera rigidez en los músculos. Bakken Invitation es un llamamiento mundial a todas las personas que se benefician de años extra de calidad de vida gracias a la tecnologí­a médica y que, además, ayudan a marcar una diferencia en sus comunidades. Un total de 10 personas de todo el mundo son premiadas con el Bakken Invitation y Medtronic dará una subvención de 20.000 dólares a cada uno de los 10 premiados para invertir en los proyectos de sus organizaciones. El programa, que fue lanzado en mayo de 2013, está ligado a la misión de Earl Bakken, cofundador de Medtronic y filántropo.

El mismo Bakken se benefició de diversas tecnologí­as médicas. Bakken asegura que su marcapasos, ‘stents’ coronarios y la bomba de insulina le han dado «vida extra» que ha utilizado para ayudar a través de una participación sustancial en la comunidad. Además de Claudia Tecglen, fueron premiados Tracy O’Connor, de 42 años (Estados Unidos); Jean-Paul Lyamuremye, 36 años, (Ruanda); Bruce Harper, 58 años, (Estados Unidos); George Dove, 15 años, (Reino Unido); Jennifer Jones, 31 años (Australia); Sara Meslow, 42 años (Estados Unidos) ; Allison Smith-Conway, 35 años ( Estados Unidos); Edward Levien, 64 años (Estados Unidos), y Arthur Ammann, 76 años (Estados Unidos).

Por último, la Fundación Medtronic centra su actividad en la ampliación del acceso a la atención de las enfermedades crónicas de calidad entre poblaciones marginadas en todo el mundo, además de apoyar las iniciativas de salud en las comunidades donde viven los empleados de Medtronic.