Médicos sin Fronteras pide conocer…

En la imagen, una vacuna experimental.Médicos sin Fronteras (MSF) ha lanzado el pasado jueves una campaña a nivel mundial con la que reclama a las compañí­as farmacéuticas que hagan público lo que cobran a cada paí­s por las vacunas y abaraten el precio de la del neumococo en los paí­ses en desarrollo, con motivo de la Semana Mundial de la Vacunación que se celebra hasta el 30 de abril.

En concreto, según han anunciado durante la presentación de su iniciativa ‘La vacuna más justa’, exigen tanto a GlaxoSmithKline (GSK) como a Pfizer que reduzcan el precio de la vacuna a menos de 5 dólares (unos 4,65 euros) por niño para que «más menores pueden ser protegidos frente a esta mortí­fera enfermedad».

 

En enero, MSF publicó su informe de precios de las vacunas ‘La mejor vacuna: por un acceso sin barreras a vacunas asequibles y adaptadas’ que demostraba como en los paí­ses más pobres el paquete completo de vacunas infantiles era 68 veces más caro en la actualidad que en el año 2001.

Además, el precio al que se venden varí­a entre unos paí­ses y otros. Un ejemplo de estas diferencias de precios estaba en la vacuna del neumococo, responsable de la muerte de alrededor de un millón de niño, que en algunos paí­ses de ingresos medios como Túnez se paga más cara que en paí­ses ricos como Francia.