Más del 60% de los…

El 62,6% de los adultos españoles suspenden o “necesitan mejorar” su dieta diaria, ya que un 37,4% hace una ingesta alimentaria “inadecuada” y un 25,2%, “aceptable, pero mejorable”, si se compara con el índice de Alimentación Saludable (IAS), que recomienda situar en la base de la pirámide nutricional los cereales, frutas y verduras y por encima todo lo demás.

Así­ lo indica un estudio sobre hábitos alimentarios de los adultos españoles, realizado por investigadores de la Facultad de Farmacia de la Universidad Complutense de Madrid con la colaboración de la industria del pan y de la harina, dentro de la iniciativa ”˜Pan Cada Dí­a”™. El trabajo, presentado este lunes en la capital de España, se titula ”˜Influencia del consumo de pan en la calidad de la dieta y hábitos de adultos españoles. Percepciones y conocimientos existentes en torno a este alimento”™. Según explicó en rueda de prensa Beatriz Navia, profesora titular de la Facultad de Farmacia de la Complutense y autora del estudio, la investigación se ha llevado a cabo mediante la realización de encuestas, en 2015, a un total de 311 personas de entre 18 y 50 años seleccionadas en farmacias, centros de salud y universidades de Madrid, Málaga y Pontevedra. Todas estas personas aportaron datos de cuatro tipos: identificativos y sociosanitarios (edad, talla y peso, nivel socioeconómico, etc.), actividad fí­sica (frecuencia e intensidad del ejercicio realizado en la última semana), dietéticos (se evaluaron los alimentos y bebidas consumidas durante y fuera del hogar durante un domingo, lunes y martes) y sobre conocimiento de nutrición y creencias relacionadas con el pan. Con respecto a la situación nutricional general del colectivo analizado, el trabajo concluyó, a través del cálculo del í­ndice de masa corporal de cada participante, que el 23,2% tení­a sobrepeso, el 9,8% obesidad y el 6,5% peso insuficiente. Constató, asimismo, que la dieta de los entrevistados se aleja del ideal teórico, ya que existe un consumo de verduras, y especialmente de cereales, “muy inferior” al aconsejado. En concreto, los encuestados referí­an tomar una media de 3,5 raciones de cereales y legumbres, cuando lo recomendado es de un mí­nimo de seis, según indicó Navia. En cuanto a la ingesta de pan, incluido en el grupo de legumbres y cereales, la media de los encuestados es de dos porciones de unos 50 gramos cada una, inferior, a juicio de Navia, a la recomendada, que si bien no es de una cantidad concreta, teniendo en cuenta las costumbres de los españoles de no tomar varias raciones diarias de arroz o pasta, deberí­a ser superior a los 100 gramos. A este respecto, la investigación sostiene que las personas con un mayor consumo de pan tienen hábitos alimentarios “más correctos, su ingesta de energí­a y nutrientes es más próxima a la recomendada y presentan menor sobrepeso y obesidad que quienes toman menos pan». En cuanto al pan más consumido, es el blanco de barra, seguido del integral también de barra, del de molde blanco y del de molde integral.