Impresión en 3D para los…

Los investigadores están utilizando la tomografí­a computarizada (TC) y la tecnologí­a de impresión en 3-D para recrear modelos a tamaño natural de las cabezas de los pacientes con el fin de ayudar en la cirugí­a de trasplante de cara, según un estudio que se presenta este lunes en la reunión anual de la Sociedad Radiológica de América del Norte (RSNA, por sus siglas en inglés).

Médicos del Hospital Brigham y de Mujeres de Boston, en Estados Unidos, realizaron el primer trasplante de rostro completo del paí­s en 2011 y, posteriormente, han completado cuatro trasplantes de cara adicionales. El procedimiento se realiza en personas que han perdido parte o la totalidad de su cara como resultado de una lesión o enfermedad.

 

En el estudio, un equipo de investigación dirigido por Frank J. Rybicki, radiólogo y director del Laboratorio de Ciencia de Aplicación de Imágenes del Hospital; Bohdan Pomahac, cirujano de transplantes de cara, y Amir Imanzadeh, investigador, evaluó el impacto clí­nico de la utilización de modelos impresos en 3-D de la cabeza del receptor a la hora de planificar la cirugí­a de trasplante de cara. «Se trata de una cirugí­a compleja y su éxito depende de la planificación quirúrgica -detalla el doctor Rybicki–. Nuestro estudio demostró que si se utiliza este modelo, no hay mejor manera de planificar el procedimiento».

Cada uno de los receptores de trasplante se sometió a TC preoperatoria con visualización en 3-D. Para construir cada modelo del cráneo a tamaño natural, se segmentaron las imágenes de TC de la cabeza del receptor del trasplante y se trataron mediante el uso de software a medida, creando archivos de datos especializados que se introdujeron en una impresora 3-D.