FAMMA denuncia que el 76%…

FAMMA-Cocemfe Madrid denuncia que el 76,92% de los locales de los que dispone en Madrid la cadena multinacional de comida rápida ”˜Burger King”™ presenta importantes barreras arquitectónicas y deficiencias de accesibilidad que impiden el acceso a los establecimientos -franquicias en su mayorí­a- de las personas con movilidad reducida y dificultan el uso de las instalaciones. Consulte aquí­ el informe completo sobre las condiciones de accesibilidad de los Burger King de Madrid.

La Federación, que se ha puesto en contacto con Burger King España, no ha recibido respuesta a los múltiples escritos que ha enviado a la cadena alertando a la misma de la situación de accesibilidad de sus franquicias.

El Gabinete de Accesibilidad Universal de la Federación, por ello, hace público un completo informe en el que detecta importantes barreras arquitectónicas en los establecimientos que esta cadena de hamburgueserí­as tiene en el municipio de Madrid. Se han analizado las condiciones de accesibilidad de 52 establecimientos.

En concreto, el Gabinete de Accesibilidad de FAMMA ha analizado las condiciones de accesibilidad en lo referente a la entrada a los establecimientos desde la ví­a pública, así­ como la existencia de aseos adaptados en su interior.

Del total de locales analizados, únicamente 12 pueden considerarse accesibles. Por tanto, se concluye que 3 de cada 4 establecimientos que Burger King tiene en Madrid municipio no son accesibles, “lo que demuestra una falta de sensibilidad importante de esta marca comercial hacia las personas con discapacidad” y una discriminación indirecta hacia el colectivo que “atenta contra sus derechos fundamentales”.

De los 40 locales que no cumplen la legislación vigente en materia de accesibilidad, son ocho los que, aún siendo accesibles en su entrada, no tienen aseo accesible. Por tanto, la gran mayorí­a de los locales que hay en Madrid en funcionamiento y que operan bajo esta marca comercial, un total de 32 (el 61,53%), cuentan con barreras fí­sicas que impiden la entrada al interior de los mismos a las personas con discapacidad y/o movilidad reducida.

La práctica totalidad de los Burger King analizados se encuentran en locales de gran tamaño, que podrí­an adaptarse de forma fácil o incorporar soluciones de accesibilidad que les permitiesen convertirse en accesibles, garantizando así­ que cualquier persona con movilidad reducida pueda acceder a su interior.

La Federación lamenta que la Burger King muestre una falta de sensibilidad tan importante hacia el colectivo de personas con discapacidad y no exija a sus franquiciados que los locales reúnan condiciones óptimas de accesibilidad y que se cumpla la normativa en vigor en materia de accesibilidad en los mismos. A juicio de FAMMA, “parece que la polí­tica de la empresa no incluye la eliminación de la discriminación que sufren las personas con discapacidad a la hora de recibir los servicios de restauración de sus establecimientos”.

Como ejemplos, el Burger King emplazado en la calle Barceló cuenta con un escalón importante a la entrada que impide el paso a personas con discapacidad y/o movilidad reducida, al igual que otros que no ofrecen las condiciones de accesibilidad exigidas a nivel normativo a la entrada, como los ubicados en las calles Esparteros, General Ricardos, 89 o Princesa, 3.

Por otro lado, FAMMA incide en que las carencias de accesibilidad mencionadas en el informe están ligadas con la seguridad en los locales, puesto que la inexistencia de las condiciones óptimas de accesibilidad dificultarí­a la evacuación de las personas con discapacidad en el caso de que se produjese una eventual emergencia o un incendio.

La Federación reitera, por todo ello, que, en la actualidad, esta cadena de comida rápida está discriminado en la práctica a sus clientes con discapacidad y/o movilidad reducida, al no permitirles acceder a los locales y al no poder usar las instalaciones en condiciones de igualdad que el resto de su clientela sin discapacidad. 

Dejar un comentario

Tu dirección no será publicada