Casi la mitad de los…

En la imagen, pruebas diagnósticas para detectar el VIH.El año pasado se diagnosticaron en España 3.278 nuevos casos de VIH (virus de la inmunodeficiencia humana), un 2,1% más que en 2012.

Casi la mitad de ellos, un 46,6%, fueron diagnósticos tardí­os, un porcentaje que no ha descendido de forma significativa en los últimos años. Así­ lo muestran los datos publicados por el Ministerio de Sanidad con motivo de la presentación de la campaña del Dí­a Mundial del Sida, que se celebra el próximo 1 de diciembre. El 85% de estos nuevos casos se dieron en hombres, siendo el porcentaje de casos en hombres que mantienen relaciones sexuales con hombres (HSH) del 51,2%. El porcentaje de nuevos casos en hombres y mujeres heterosexuales fue del 28,5% y el de usuarios de drogas inyectadas (UDI), del 4,4%. Además, el 32,5% de los nuevos diagnósticos de infección por el VIH se realizó en personas originarias de otros paí­ses. El diagnóstico tardí­o aumenta con la edad: en los mayores de 49 años, el porcentaje es del 66,2%La media de edad en los nuevos casos fue de 35 años y las tasas más altas, según el informe, se produjeron en los grupos de edad de 30 a 34 y de 25 a 29 años. El grupo HSH es también el grupo más numeroso entre los casos de VIH con diagnóstico tardí­o (48% del total), aunque el grupo con más porcentaje de casos es el de hombres heterosexuales. El diagnóstico tardí­o aumenta con la edad, pasando de un 30% en el grupo de 20 a 24 años, hasta un 66,2% en los mayores de 49 años. Aunque se ha producido un ligero descenso en el diagnóstico tardí­o respecto al año pasado (dos décimas), las autoridades sanitarias siguen poniendo «especial énfasis» en la detección precoz, «porque los que desconocen que tienen la enfermedad son el principal grupo transmisor del virus», ha explicado subdirectora de Promoción de la Salud y Epidemiologí­a, Elena Andradas. Hay 130.000 y 160.000 infectados por el VIH en España, pero un tercio de ellos no lo sabe. Tasas globales estables Según el análisis que Sanidad ha hecho de los datos desde 2008, las tasas globales son estables en los últimos cinco años, aunque dentro de ellas se aprecia una tendencia ascendente en nuevos casos dentro del colectivo de hombres que mantienen relaciones sexuales con hombres -«su influencia crece año a año»-, mientras que descienden los casos en mujeres heterosexuales y en usuarios de drogas inyectadas. En los hombres heterosexuales la tendencia es estable. Sanidad incide en que las tasas de nuevos diagnósticos ””se estima que la tasa por 100.000 habitantes en 2013 será finalmente de 10,3, algo más alta que la del pasado año (9,5) e igual que la de 2011”” son similares a las de otros paí­ses de Europa occidental, aunque son superiores a la media del conjunto de la UE. La mayorí­a de los contagios se produce por ví­a sexual. El año 2013 ha sido el primero en el que se ha logrado una cobertura del 100% de la población española a la hora de recabar datos. Hay 130.000 y 160.000 infectados por el VIH, pero un tercio de ellos no lo sabe. el Ministerio sigue insistiendo en la importancia de realizarse el test cuando se han mantenido prácticas de riesgo, una aprueba que es totalmente gratuita y confidencial. El Ministerio también ha dado el dato de los casos de sida notificados en España en 2013, que ascendieron a 604, aunque corregido el dato por retraso en la notificación, se estima que fueron 760. El 77,5% de los diagnósticos fueron hombres y el porcentaje de personas que contrajeron la infección por relaciones heterosexuales no protegidas fue del 33,4%; aunque esta transmisión afecta más a los hombres en números absolutos, entre las mujeres representa el 62% de los diagnósticos. La tendencia en nuevos casos de sida continúa bajando desde la década de los 90, aunque en los últimos años se ha ralentizado.