Representantes de la policía y CERMI, acudieron al Parlamento autonómico de Canarias, para que se cumplan los compromisos internacionales en materia de derechos humanos y elimine a profesionales del sector de la policía por causas de discapacidad.

La actuación por parte de ambos colectivos, ante el Parlamento Autonómico, viene precedida, por la denuncia existente ante las bajas del cuerpo de profesionales de la policía, que han sufrido alguna discapacidad en el desempeño de su trabajo.

Según datos del presidente de la Asociación para la Integración Laboral de Policías Locales con Discapacidad de Canarias, de un total de los 3.100 agentes que forman parte del cuerpo policía, cerca de 300 tiene algún tipo de discapacidad.

Durante el pleno, por ambas partes, se insistió en la posibilidad de que aquellos trabajadores que tienen una situación de discapacidad, puedan ser recolocados en puestos de segunda categoría con el fin de seguir desarrollando su actividad profesional. Además, se señaló, la necesidad de mejoras en la ley para personas con discapacidad, ante el riesgo de exclusión social.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Linkedin
YouTube
Facebook