Sanidad quiere que los españoles reduzcan en un 10% el consumo de azúcares añadidos en tres años.

Así lo ha anunciado la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat. Con este plan, la industria se compromete a reducir el contenido de azúcares en miles de alimentos y bebidas habituales ya que el azúcar puede crear dependencia y su abuso produce sobrepeso, diabetes, caries o riesgo cardiovascular.

De media, el azúcar supone un 16% de la energía diaria obtenida por los españoles y un 18,8% por las españolas, según un estudio de 2011 realizado por la Universidad Autónoma de Madrid. Este porcentaje supera lo recomendado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), que aconseja que la ingesta calórica proveniente del azúcar oscile entre el 5% y el 10%.

Montserrat ha avanzado que este plan estará listo en enero. Las medidas afectarán no solo a la fabricación, sino también a la distribución, el vending, la restauración moderna y el catering.

El objetivo es reducir de forma paulatina este componente en cantidades asumibles para que no se cambie mucho el sabor y las empresas puedan comprometerse a hacerlo.

La ministra ha recordado que la obesidad es uno de los males del siglo XXI. Según los datos de la última Encuesta Nacional de Salud, de 2011, la obesidad ha aumentado del 7,4% al 17% desde los años 80. De cada 100 adultos, 17 padecen obesidad y 37 presentan sobrepeso. Más aún, dos de cada 10 niños españoles tienen sobrepeso y uno de cada 10 sufre obesidad.

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Linkedin
YouTube
Facebook